2 de enero de 2011

La nota








La he visto pero primero no le hecho caso, la he mirado sí, pero como el que mira un simple papel que hay en la mesa de la cocina, un papel olvidado, quizás el tiquet de la compra o una propaganda del súper..después cuando he vuelto, cuando ya me había duchado y he entrado otra vez en la cocina, la he vuelto a mirar, esta vez con un poco más de curiosidad, pero sin preocuparme demasiado, hasta que ,, la he tenido en mis manos y la he leído
No esperaba esto, no esperaba este mensaje rasgador, esta punzada de desconcierto y dolor.
Me dices que algo te pasa, me dices que ya no eres que el eras, me dices que no sientes lo mismo y que no has tenido el valor de decírmelo esta mañana cuando te has levantado conmigo, quieres tener una tregua, quieres pensar, pensártelo bien, quieres marchar unos días, es mejor así, es mejor que estemos un tiempo sin vernos..
Mis manos sujetando el dichoso papel, han empezado a temblar, lo que leía no lo quería leer, no podía creerte, no puedo creerte,
Hace días que me decías que teníamos que hablar, pero yo sé bien porque evitaba ese momento
Pero te leo y sé que es el final, se que piensas que detrás del telón hay más , que hay más amor del que yo te pude dar, pero eso es solo curiosidad, crees que puedes encontrar ese espejismo que buscas,
Y yo después de entregarlo todo, no me queda ya nada que mostrarte, nada que expresar que no hubiera vaciado ya por completo con toda la generosidad y lealtad de la que soy capaz.
Después de tu marcha ya no te espero porque la esperanza no es eterna, porque la ilusión, como las flores, si no se alimenta se muere, por que las esperas y los silencios matan el sentimiento.

No hay comentarios:

Publicar un comentario